Buscar este blog

domingo, 22 de julio de 2012

A PROPÓSITO DE LA CUMBRE DE LA ONU Rio-20

          En la Cumbre de la ONU Rio + 20 es oprimidos vs opresor
Los países oprimidos del mundo, donde vive la mayoría de la gente, no crearon la crisis ambiental. No llenaron el aire con gases de efecto invernadero o envenenaron ríos y océanos. Sin embargo, sufren la peor parte de su impacto. 


Ahora, los países ricos que se enriquecieron e industrializaron al costo de ellos, quieren que asuman el cargo de tratar de resolver la crisis. Esto fue el tema de una charla en la ciudad de Nueva York el 31 de mayo por el Dr. Rene Orellana, quien lidera el equipo de la República Plurinacional de Bolivia para las negociaciones del Río+20, la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el desarrollo sustentable que se celebrará en Brasil en junio 20-22. Bolivia fue una vez centro de la gran civilización Inca, que fue destruido por los conquistadores españoles quienes esclavizaron a ese pueblo en 1532. Tiene una población mayoritariamente indígena y es el país más pobre de América del Sur. Bajo el Gobierno de Evo Morales, Bolivia es ahora miembro del ALBA, la Alianza Bolivariana de las Américas y está desempeñando un papel de liderazgo organizando los países pobres para luchar por sus derechos ambientales. Orellana, quien es un especialista en temas ambientales, habló a un grupo multinacional de activistas ambientales, sindicales y de solidaridad en el Centro Sindical Martin Luther King Jr., la sede del Sindicato de Trabajadores Unidos de la Salud del Este, 1199SEIU. El Círculo Bolivariano Alberto Lovera organizó el evento. En lugar de ser un esfuerzo conjunto para promover el bienestar de toda la humanidad y la vida en la tierra, la Cumbre de Río se está perfilando como una lucha entre los estados ricos imperialistas de Europa Occidental y América del Norte y el grupo de los 77 más China, que representa los países explotados del mundo. El G77 — que fue fundado en 1964 por 77 países pobres y recién independientes y ahora tiene 143 miembros. “Vamos a Rio para luchar por nuestros derechos” Los países imperialistas, que deben su enorme riqueza y productividad a siglos de saqueo en África, Asia, Sur y Centroamérica, el Caribe, Oceanía y Europa Oriental, están exigiendo que los países pobres restrinjan su desarrollo por la “preocupación” sobre el medio ambiente. Orellana subrayó, “no podemos aceptar esto; 70 por ciento de las patentes mundiales están en los países desarrollados e históricamente han producido el 75 por ciento de gases de efecto invernadero del mundo. Nuestros pueblos viven en la pobreza, y tenemos el derecho al desarrollo. Contamos con importantes recursos no renovables. Si vamos a restringir las emisiones de carbono, debemos tener la transferencia de tecnología y las financiación de los países ricos”. Los países imperialistas, Orellana explicó, “quieren separar la cuestión del medio ambiente, de la pobreza y la crisis financiera que han creado. Pero la crisis tiene tres pilares: el social, el financiero y el ecológico”. Señaló que desde la pasada Cumbre de Río en 1992, ha crecido el número de personas hambrientas en el mundo, de 800 millones a más de mil millones y la esperanza de vida promedio, 44 años, no ha aumentado. El desempleo a nivel mundial ha aumentado astronómicamente. “Vamos a Rio para luchar por nuestros derechos”, dijo Orellana. “Nuestros países tienen derecho a la soberanía, al desarrollo, el derecho a levantar a nuestro pueblo de la pobreza, el derecho a ayudar a nuestra gente a vivir bien. Estados Unidos y Europa Occidental están más preocupados por la desregulación del mercado y su ‘derecho’ a invertir y controlar la tecnología. No podemos estar de acuerdo”. El grupo de los 77 más China están luchando por que la Conferencia reconozca los derechos de los pueblos indígenas y el campesinado, así como los derechos de la Madre Tierra y el concepto de la armonía con la naturaleza. Orellana dijo que algunas de estas cosas habían sido aceptadas en palabra por los países ricos, pero tendrán que ser logradas en la práctica por medio de la lucha. Dijo que China está desempeñando un papel positivo al apoyar las demandas de otros países oprimidos. Cientos de organizaciones de los pueblos de todo el planeta están planeando participar en la Cumbre de los Pueblos sobre el Desarrollo Sustentable que se llevará a cabo junto a la Cumbre de la ONU. Orellana subrayó que esta será un vehículo importante para presionar a los países imperialistas. Orellana terminó con un llamado a los/as activistas progresistas — especialmente en el creciente movimiento anticapitalista en los países desarrollados — a no sólo apoyar activamente las demandas del grupo de los 77 más China en el Rio + 20 y en la lucha mundial por el desarrollo sustentable, sino también para salvar el planeta de una catástrofe ambiental. 

Bill Dores 
--------------------------------------------------------------------------------

(Copyright 2005-2012, Workers World. Todos los derechos reservados. Permiso para reimprimir artículos dado si se cita la fuente. Para más información escriba a: Mundo Obrero/Workers World, 55 W. 17 St., NY, NY 10011; por e-mail: ww@workers.org. WWW: http://www.workers.org)

No hay comentarios:

Publicar un comentario